Apoya mis publicaciones con un ME GUSTA!

domingo, 22 de febrero de 2009

FOLKLORE: REMO PIGNONE EL PIANISTA DESCONOCIDO









Un ilustre desconocido a la luz









Recuperan las obras del exquisito pianista admirador por el Cuchi Leguizamón

Nota año 2008

Un ilustre desconocido a la luz Admirado por el ambiente musical del folklore, el pianista pasó toda su vida en Rafaela, donde compuso una pequeña y notable producción

Este año 2008 se cumplen veinte años del fallecimiento del excelente pianista y notable compositor, hijo predilecto de la ciudad santafecina de Rafaela. En este mes, consagrado a su memoria, las compañías discográficas honran su memoria: Acqua con la edición del disco Remo Pignoni Inédito y el lanzamiento -por cortesía de la editorial EPSA Publishing- de un archivo PDF con partituras de la música de este disco.

Nació, creció y murió en Rafaela. Fue uno de los pocos músicos argentinos que gozó de prestigio entre pares, pero no de fama en el país. El piano, su familia y el club fueron sus grandes amores (mientras fumaba sin cesar), en aquella hermosa y cuidada ciudad santafesina. Le sobreviven su esposa, Dorita, y tres varones: Atilio -concejal-, José María y Remo -quienes siguen viviendo en la misma casa-.

Hoy resucita Remo Pignoni compositor, a 20 años de su despedida definitiva aquel 15 de mayo de 1988, gracias al empeño de varios idealistas, en un disco que será presentado hoy, a las 21, en el Centro de Música (México 564).

Los hilos de esta trama de rescate fueron manejados desde Rafaela por Raúl Vigini, inquieto y lúcido periodista, tenaz promotor y animador cultural. A su descomunal empuje se unieron dos empresas discográficas: la de Iván René Cosentino, dedicada a la difusión de música argentina, que puso su moderno estudio de grabación y piano Steinway, y la más "nueva", de Acqua Records, reconocida por los excelentes materiales que edita desde hace años. A ellos se sumó el músico y ejecutivo del sello Epsa Music, Gustavo Margulies, al editar en archivo PDF -por cortesía de Epsa Publishing- las partituras de la música del flamante disco Remo Pignoni Inédito , y la pianista Patricia Lamberti, con este repertorio de veinte temas escritos para piano.

No fue niño prodigio, ni apabulló como pianista, ni deslumbró como creador de clamorosos éxitos en la música vernácula. Su vida de músico transcurrió en Rafaela sin prisa y sin pausa, entre su casa, la orquesta, el club y el piano.

Hijo de piamonteses venidos de Udine, desde que vio la luz aquel 4 de mayo de 1915, Remo estuvo rodeado de música en su hogar. Un abuelo director de banda y tíos músicos se sumó su papá, flautista, integrante de la banda municipal. En esa agrupación lo puso a tocar el redoblante; para que conociese todos los ritmos. Pronto el niño de 12 años inicia sus estudios de piano con el maestro Luis Ricci. Y esto decide su total consagración al teclado.

En la Rafaela de aquellos tiempos convivían la música clásica y la popular. Hasta se organizaban encuentros corales. A mediados de los treinta, apenas recibido en el conservatorio de Ricci, ya está enseñando música en la Escuela Normal Nº 4. En 1940 ha fundado allí el Coro, que habrá de dirigir hasta 1957, con versiones corales escritas por él. En 1956 había fundado el Coro Mixto del Centro y durante 40 años se desempeñó como profesor en la Escuela Normal. Hasta cinco años antes de morir integró aquella banda rafaelina, con la que recorrió, en agotadoras giras, varias ciudades (Mar del Plata, Bariloche, Merlo y las sierras de Córdoba) durante el verano.

Pignoni compositor asomó tarde. El mismo lo recordó: "Cuando empecé a componer tenía 43 años. Lo hice porque ya me sentía ahogado Así es que trabajé cinco años fuerte, con mucho amor, con muchas ansias. Fue como un grifo que se hubiese abierto al máximo Pero el depósito no era muy amplio, y se agotó".

Ese año 1958, en que surgió de pronto el compositor, el folklore inundaba el país. Era excelente su música. No para el consumo ni para el éxito. Y si era canción, necesitaba poetas de la misma talla. Por esto escribió sobre versos de Alfonsina Storni, Armando Tejada Gómez, Hamlet Lima Quintana, José Pedroni, León Benarós y Ariel Petrocelli. Lo descubrió la Editorial Lagos y allí publicó Doce canciones escolares infantiles, Ocho estudios para guitarra y Seis danzas tradicionales para dos guitarras , que Remo ya había grabado en disco de vinilo bajo el sugestivo título de El habitante del silencio , en el sello Cosentino, que le editó el álbum doble de vinilo, De lo que tengo , con 28 temas suyos.

El compositor apenas si recogió el folklore de su entorno. Prefirió asumir, con originalidad, los más diversos ritmos: bailecito, carnavalito, vidala, zamba, chacarera, tonada, cueca, gato, milonga, malambo, triunfo, huella, vidala chayera y litoraleña.

Dos razones le impidieron instalarse en Buenos Aires para proyectarse al país, como otros tantos músicos populares: su trabajo docente, que era el único sostén familiar, y un ambiente artístico que no le resultó atractivo. En aquella Escuela Normal, una alumna, Dorita, había conquistado su corazón. Con ella se casó y tuvo tres hijos varones.

En largas charlas con Dorita nos enteramos de que, salvo en esos años de febril composición, Remo -un hombre de carácter fuerte, pero con gran sentido del humor- no tocaba todo el tiempo el piano; que llegaba a casa de madrugada, luego de compartir largas horas con los amigos del club, y tocaba el piano con sordina, acompañado de su inseparable cigarrillo inglés; que todo el mundo admiraba su técnica pianística y su excepcional digitación, sobre todo de la mano izquierda; que fue amigo del alma del pianista y director Carlos García; que compartió conciertos con el Cuchi Leguizamón; que admiraba a Carlos Guastavino y a Suma Paz; que departió con colegas pianistas: Ariel Ramírez, Horacio Salgán, Mono Villegas y muchos otros músicos.

Mayo fue instituido en Rafaela para rendirle homenaje. A veinte años de su adiós final, Remo Pignoni parece encontrar, por fin, ese lugar que le fue negado en vida.

Comentarios

FOLKLORE: REMO PIGNONE EL PIANISTA DESCONOCIDO

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Sentida y valiosa nota sobre Remo Pignoni. Deseo sólo aclarar que "El habitante del silencio" fue editado por Discos Qualiton (Ver Wikipedia, en inglés o Facebook)del que Iván Cosentino era su Director Artístico. Este LP dió lugar a que Benito Zamora diera su nombre al programa radial que conducía. Como verán, lejos de ser "inédito". Cordialmente.

ROBERTO BETO PINCETTI dijo...

Gracias por tu correccion. Saludos y gracias por tu visita. !!!